Vecinos del FONAVI endurecen el reclamo: Cortaron las calles Casella y Belgrano

Tal cual se había anunciado ayer, los vecinos del barrio FONAVI cortaron este viernes las calles Belgrano y Casella, en reclamo a la problemática que tienen con respecto a las cloacas tapadas. En tanto que aún el municipio no les ha brindado una solución a la compleja problemática que viven desde hace tiempo y paralelamente, hoy, los empleados municipales realizan una jornada de paro que complejiza aún más la situación.

En ese lugar, se pusieron bayas, se quemó basura y cubiertas, lo que generó una problemática en el tránsito, agravado por las medidas de fuerza que incluyó también a los inspectores municipales. Personal de la comisaría local, debió desviar a los vehículos que transitaban por dichas arterias.

A pesar del pedido de los manifestantes, el Secretario de Obras Públicas Arq. Carlos Codern no se hizo presente. Seguramente una explicación y un compromiso de pronta solución habría ayudado a descomprimir la situación.

En ese sentido, el funcionario, dijo a través de FM Génesis: “Tenemos un problema que es muy grave. El problema arranca en la colectora de 25 de Mayo y alvarado, es una colectora que está sobre saturada”. Y en ese sentido, explicó que a esta situación se llega como consecuencia de los “sampedrinos hemos extendido el servicios de cloacas en forma indiscriminada y nos hemos hecho las cañerías troncales para que estas extensiones del servicio tuvieran espacio”.

En tanto que aseguró: “Destapamos días tras días y la gente sigue sufriendo el problema continuamente”. “La semana que viene voy a tener un camión desobstructor más que va a venir en un convenio y esto nos va a ayudar a aliviar más rápidamente la situación”.

Mientras tanto, los manifestantes, escuchaban la nota que se llevaba a cabo en la emisora con el funcionario. Enojados ante la falta de respuesta concreta pidieron la presencia de Codern en el lugar y que el problema se soluciones hoy mismo. Al tiempo que dieron a conocer que se repetirán los cortes, inclusive profundizarían la medida cortando la calle Mitre.

En tanto que en un sector de calle Belgrano y Cucit, fue abierta por las personas que residen en cercanía una tapa de cloaca, que permitió que se minimice la problemática dentro de las viviendas pero produjo que las aguas servidas se volcaran a la vía pública. Una vecina, a través de la radio, enojada con la situación manifestó: “Los llamas (al personal de Servicios Sanitarias) vienen 5 o 10 minutos y se van, uno trabajo y el otro está con la mano en el bolsillo”. Asimismo, aseveró: “Es mentira que se tira basura” solo se ve “aguas servidas, caca y pichí, hay que decir lo que es”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *