Una patrulla municipal frenó a tiempo y evitó una desgracia

En la tarde de ayer una patrulla municipal que circulaba por calle Mitre debió frenar bruscamente cuando un niño al que se le fue una pelota a la calle intentó ir a buscarla, el conductor advirtió lo que ocurría y clavó los frenos evitando una desgracia. Sin embargo, un auto Renault Laguna que viajaba detrás del patrullero no pudo frenar a tiempo y no pudo evitar colisionarlo en la parte trasera.

El fuerte impacto hizo que una de las dos mujeres que viajaban en los asientos delanteros diera con su cabeza contra el parabrisas dañándolo y sufriendo heridas en la frente.

La mujer sufrió una descompensación y debió ser trasladada al Hospital local a través del servicio 107. que acudió al lugar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *