Reynaldo Bianchini: «A mi me amordazaron, me decían dame más»

Un grave hecho delictivo ocurrió en la localidad de Río Tala, el pasado domingo por la noche, precisamente en la vivienda donde reside la familia del Productor Reynaldo Bianchini, ubicada en inmediaciones de Ruta 1001 y la ex Ruta 9.

Alrededor de las 21.30 cuando el matrimonio decidió irse a dormir y fueron sorprendidos por al menos dos personas que estaban fuertemente armados, les apuntaron y privaron de su libertad.

«Yo venía de un largo viaje y estábamos cansados con mi mujer así que nos acostamos temprano y nos despertaron, nos maniataron. A mi me amordazaron, me decían dame más. Lo que tenía no era ahorros, era la plata de trabajar. Hoy pensaba no levantarme pero el estado e ánimo que me ha dado la gente, porque es arrancar de cero. Me llevaron plata, mía que no era mía también, facones, relojes, celulares, documentos, cosas que uno tiene porque trabajó toda la vida, hay cosas que no aparecen que no se si las llevaron, rompieron todo, nos han llevado cheques», contó a FM Génesis 106.7, Bianchini. Y agregó:»Yo fui el que peor la pasé, amordazado, me estaba faltando el aire, me ahogaba, la alteración que te da. Mi señora zafó enseguida, pero no se movía porque no sabía si estaban o no y como le dijeron que no se moviera. Y bueno yo rompí un cinto que uno no se de donde saca fuerza y bueno me pude desatar».

Al parecer los sujetos contaban con datos precisos ya que además de los elementos de valor que se llevaron también hallaron el dinero que iba a ser utilizado para abonarles a los empleados el día martes.

Cabe destacar que la mujer de Bianchini se encontraba en una habitación distinta a la que estaba su esposo y ambos fueron atados por los ladrones hasta que pudieron liberarse y dar cuenta de lo ocurrido.

Vale recordar que junto a su esposa fue uno de los ruralistas detenidos en el año 2008 durante la protesta del campo en la Ruta 9. Fue cuando Prefectura los apresó acusándolos de incendiar las banquinas, causa que nunca prosperó.

Foto: La Nación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *