Polémica por el cobro del estacionamiento en el Paseo Público por el Festival Mastai

Vecinos de la ciudad se mostraron molestos frente al cobro del estacionamiento en el Paseo Público el sábado por la tarde mientras se desarrollaba el Festival Mastai. Aunque la entrada debía ser gratis para sampedrinos, circularon versiones sobre que a algunos coterráneoss se les había cobrado y ademas una suma superior a la que se debía. 

Si bien el municipio pretendía que alguna entidad sin fines de lucro de la ciudad llevara adelante las tareas, ante la negativa de algunas de las opciones que se habían manejado, finalmente a último momento se le encomendó dicha responsabilidad a la organización del dirigente social “Tony” Correa, la Federación de Tierras y Viviendas.

A través de GM Génesis, Correa explicó: “Se le ofreció a un montón de organizaciones, al hospital y a otros organismos; y nadie quiso agarrarlo. El ordenamiento y el acomodamiento había que hacerlo brindando toda la seguridad posible y se necesitaba tener la gente que pudiera hacer ese trabajo”.

“Tenes que hacer un despliegue muy grande de personal para poder darle la respuesta que necesita la gente: Que el auto cunando ellos quisieran salir, estuvieran intactos sin que haya pasado nada”, aseguró el dirigente.

En ese sentido continuó: “A nosotros no avisan a último momento, tipo 4 de la tarde y ahí tuvimos que hacer todo un operativo de conseguir la gente, realmente somos una agrupación que tenemos mucha gente y se les dio la posibilidad a los compañeros”. Luego dijo: “Nosotros tuvimos 16 personas trabajando a pleno y todos cobraron 300 pesos para estar acomodando los autos. Son compañeros que trabajan en el campo y que se pudieron hacer su día, hacía varios días que estaban sin trabajo y que les vino muy bien para la familia”.

Sobre la consulta si se había cobrado mas de los pautado con el municipio dijo: “No, porque yo siempre estuvo por ahí dando vueltas, vigilando” y argumentó que se trataban de personas ajenas a la organización: “Sabemos que corrimos a varios que estaban con unos trapos haciéndoles señas a los autos para que se estacionaran y le cobraban ahí”. “Ya ahí escapa a lo nuestro, no tengo el poder de policía o de inspector para decirle a alguien que no haga lo que no debe hacer”

Asimismo aseguró: “Al sempedrino, acá nos conocemos todos y uno mas o menos sabe quien es sampedrinos, pudo circular normalmente”. “Solamente vos te dabas cuenta la gente que venía a ver el recital que era de afuera a esos si que se les cobraba”.

También aclaró que el precio cobrado por auto era de “30 pesos” y aseveró sobre la recaudación: “Nosotros lo dejamos en la Municipalidad y la Municipalidad que resuelva a quien se lo va a dar o que uso le va a dar, eso no es nuestro problema ya”.

Foto gentileza: Guillermo Raúl Porta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *