La Justicia investigará si es real la trafic blanca que secuestra chicos

La Procuraduría General de la Nación dispuso que se investigue si la trafic blanca con la que supuestamente se secuestra chicos existe o no y que se determine si se trata de una amenaza real o un mito urbano.

Lo cierto es que la noticia de sujetos que se dirigen en el rodado y que raptan niño se ha extendido a los largo de la provincia y también el miedo llegó a nuestra ciudad. La denuncia de una mamá días atrás sobre un intento de robo de su bebé de dos años incrementó la psicosis generalizada, demando a las autordades municipales, de seguridad y de educación a reforzar los controles en las zona aledañas a los centros educativos.

Mediante la resolución 1330, la Procuraduría que es presidida por Alejandra Gils Carbó, creó una comisión que tendrá un plazo de tres meses para investigar las denuncias.

Esta comisión deberá realizar un relevamiento “de todos aquellos casos que pudieran encuadrar en el fenómeno delictivo”, indicó la Procuraduría y también tendrán que formular un “diagnóstico acerca de la existencia o no de una sistematicidad”. Por último, tendrán que elevar una propuesta sobre posibles formas de intervención institucional.

Si bien en los últimos tiempos, las denuncias sobre la trafic blanca se multiplicaron en Buenos Aires, se trata de una cuestión que causó preocupación en Catamarca.

Años anteriores, por las redes sociales se viralizaron alertas sobre presuntos secuestros de chicos en los que se utilizaba este vehículo. La paranoia alcanzó tal intensidad, que en Tucumán un grupo de obreros que se movilizaba en un rodado de estas características por la zona norte de la capital fue atacado por un grupo de vecinos.

La comisión estará integrada por los fiscales Marcelo Colombo, Alejandra Mángano (la misma que investiga a José Cano), Marcelo Martínez Burgos, Matías Di Lello, Sebastián Basso, Santiago Marquevich, Mariela Labozzetta y Diego García Yomha.

Fuente consultada: http://www.elesquiu.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *