El gobierno repudió el escrache a Solá en San Nicolás

El jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, negó hoy categóricamente cualquier responsabilidad del kirchnerismo en el accionar de grupos que impidieron al diputado del PJ disidente Felipe Solá realizar un acto en la localidad de San Nicolás y dijo no compartir “desde ningún punto de vista” ese tipo de prácticas.

“Alguien que entienda dos milímetros de política se tiene que dar cuenta de que esas situaciones no pueden ser preparadas por el Gobierno”, enfatizó el funcionario, luego de que Solá culpó a una “patota kirchnerista” por no haberlo dejado encabezar ayer un mitín político en un club de esa localidad bonaerense.

El funcionario insistió en tomar distancia: “¿Sabe cómo se ganan las elecciones?: con los votos en las urnas. ¿Usted cree que eso le hace un favor, en todo caso, al oficialismo?

Le hace una situación no deseada terrible”, resaltó. Allegados al legislador del Peronismo Federal aseguraron que “unos 200 militantes del kirchnerismo, presuntamente vinculados al gremio de la UOCRA de San Pedro” fueron los que coparon ayer las instalaciones donde Solá tenía previsto hablar, portando pancartas con la leyenda ‘Cristina Presidente’ y ‘Kirchner 2011’ y profiriendo insultos contra el ex gobernador bonaerense.

Esta mañana, el jefe de Gabinete sostuvo que en el kirchnerismo “no hay nadie que tenga espacio para hacer algo de esa naturaleza” e incluso consideró que “todo sería perjuicio” político para el sector que lideran Néstor y Cristina Kirchner.

Asimismo, deploró categóricamente episodios de esta naturaleza: “Esas formas no las comparto bajo ningún punto de vista. No me gusta que me lo hagan, nunca me lo han hecho, y no me gustaría hacerlo a nadie, nunca lo he hecho”, subrayó Fernández.

El funcionario dijo desconocer quién pudo haber alentado la agresiva manifestación contra Solá e insistió: “No estoy de acuerdo con ese tipo de acciones, no las comparto, no tengo idea quién fue”.

“Me enteré muy a la noche, me lo contó el ministro de Gobierno de la provincia de Buenos Aires (Eduardo Camaño), lo desconozco, no comparto desde ningún punto de vista ese tipo de acciones”, reiteró.

Al repetir que “esas situaciones no pueden ser preparadas por el Gobierno”, se preguntó: “¿Cuál es el beneficio que se lleva de eso? Nada, al contrario, todo sería perjuicio”. “Si me siento tan seguro de que nuestro grupo político tiene en su cabeza a la presidenta de la Nación y al ex presidente de la Nación, dos presidentes exitosos y estoy convencido de que esos elementos van a ser considerados por la sociedad a la hora de poner su voto, ¿voy a prestarme para hacer un papelón de esas características?”, inquirió.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *