Docentes divididos por la policía en las escuelas

Para algunos, es un «despropósito» que no ayudará a mejorar la seguridad. Para otros, es una medida «útil» si se la vincula con otras iniciativas para mejorar el vínculo entre la comunidad educativa y las fuerzas de seguridad. Con posturas disímiles, los gremios docentes reaccionaron ayer ante el anuncio lanzado por el Gobierno provincial sobre el envío de un efectivo policial a cada escuela durante el primer día de clases del ciclo lectivo.

La medida, que apunta a que los efectivos policiales tomen contacto con los alumnos para trabajar en tareas de concientización, información y respuesta a consultas, dividió ayer a los principales gremios docentes, Suteba y la FEB, que habitualmente suelen conformar un frente común para las negociaciones salariales.

Mientras la titular de FEB, Mirta Petrocini, indicó que la propuesta de la Provincia es «una acción más» que debe interrelacionarse con otros programas «para que sea «útil», el secretario general de Suteba, Roberto Baradel, la calificó de «despropósito» y sostuvo que «parte de la Policía es responsable del problema de inseguridad porque participa de delitos graves».

«Es un despropósito que pongan policías para prevenir el delito. Parte de la Policía es el problema de la inseguridad, participan de delitos graves. Los policías tienen que estar en la calle previniendo el delito y los docentes en las escuelas» dijo ayer en declaraciones periodísticas.

En esa línea, el titular de Suteba indicó que «más que iniciativas y declaraciones rimbombantes lo que necesita la Provincia son políticas de inclusión social».

Distinta fue la postura de Petrocini, quien dijo que la medida puede permitir «resignificar la imagen de la Policía, que tiene reminiscencias negativas».

«Como una medida está bien, más revalorizando la figura de la Policía, del agente que viene a cuidarnos», dijo, aunque aclaró que «se trata de una medida más» que debe estar relacionada a otros programas.

DEFENSA

La Provincia anunció el martes que el próximo 28 de febrero, día del inicio de las clases del nivel primario en territorio bonaerense, habrá un efectivo de la policía Bonaerense por cada establecimiento educativo, para realizar tareas de prevención y concientización en tareas de seguridad.

Ayer, el ministro de Justicia y Seguridad bonaerense, Ricardo Casal, defendió la medida al indicar que busca ser parte de «una fuerte campaña donde damos consejos para la vida pública, la casa, el turismo», dijo Casal. «Lo que hemos pensado con el ministro de Educación (Mario Oporto) es que el primer día de clase haya un policía entregándoles a los alumnos este tipo de folletería», agregó.

FUENTE: El Día.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *