Analizan incluir a los hijos de monotributistas

0307377El Gobierno analiza incluir a los hijos de monotributistas de baja categoría. La medida se implementaría a través de un decreto.
Según publica un diario porteño, se está preparando un decreto para modificar el plan de asignación universal e incluir a los hijos de monotributistas de las categorías más bajas en el listado de los beneficiarios de este programa que entrega 180 pesos mensuales por niño. Así lo informó el director ejecutivo de la Anses, Diego Bossio.
El plan actualmente llega a 3,5 millones de chicos menores de 18 años, que son hijos de desocupados, de trabajadores no registrados que cobran menos del salario mínimo, de empleadas domésticas y de monotributistas sociales. Bossio admitió que, por falta de documentación o desconocimiento de los padres, hay unos 500 mil chicos que no reciben este beneficio.


Partidos de oposición y la Iglesia sostienen que entre uno y cinco millones de niños pobres están fuera del programa. La disparidad de cifras se explica, según los sectores más críticos, por la falta de información confiable.
El decreto de ampliación del plan alcanzaría también a los trabajadores temporarios. Pero el tema no está totalmente cerrado y lo están analizando en el Ministerio de Desarrollo Social, en Economía y en Trabajo. Bossio, que coordina el manejo y control de este programa social desde la Anses, opinó que la ampliación de la cobertura mostrará que la Argentina es uno de los pocos países de América latina que más invierte en asistencia social en relación con su PBI.
Bossio dijo que la Anses cruza los datos con todos los ministerios, lo cual le permite saber cuántos niños hay fuera del sistema.
Sin embargo, la ampliación del plan a 150.000 niños y el reconocimiento de que 500.000 chicos que viven en situación de pobreza hoy no reciben este beneficio es una forma de abrir un debate que parecía cerrado desde la Casa Rosada, cuando el año pasado se anunció la creación del plan.
De hecho, la Iglesia, los diferentes referentes de la oposición y la Central de Trabajadores Argentinos (CTA) cuestionaron este programa por entender que no es universal.
En este sentido, las cifras en virtud de los niños que hoy quedarían fuera de este plan son tan variadas y dispares como polémicas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *