Alberto Casas hablo de la causa por incidentes en UOCRA: “Me tiraron al piso, me abrieron la cabeza en cinco partes»

La Fiscalía Nº7 a cargo de la Dra. Gabriela Ates, elevó a juicio la causa por los hechos ocurridos en la delegación local de UOCRA el pasado 11 de julio del año pasado. El único imputado fue el titular del gremio a nivel local Horacio Azzoni quien fue acusado de golpear a varias personas que se hallaban dentro del edificio ese día.

Alberto Casas, una de las personas golpeadas ese día aseguró que deberían ser mas, los acusados, quien recordó que en ese entonces llegaron al lugar “Cesar Sánchez y creo que Ariel Puebla son de la comisión de Zarate” y a ellos les contó: “Acá viene gente a quejarse, a buscar trabajo, los usan para las movilizaciones con la promesa que la van a dar y no le dan nada, y le digo está lleno de Paraguayos que es lo que actualmente está pasando y en eso sentimos que se rompió un vidrio, Azzoni le había pegado una patada a la puerta, con toda esta gente alrededor”.

La charla continuó dentro del edificio y por orden de Secretario General Julio González ambos debían abandonar el lugar y sería la regional quien se haría cargo hasta tanto se revea la situación. “Martínez sale para fuera y ahí se armó el quilombo, nos pegaron” dijo Casas y continuó: “Me tiraron al piso me abrieron la cabeza en cinco partes, arriba del ojo, todo con pistola. Calculo que alguna trompada habré recibidos pero en la cabeza fueron culatazos de pistola”.

Momentos después aseveró: “Azzoni ya tiene una causa por desfiguración de rostro contra casado que tenía una prisión en suspenso que no podía hacer quilombo en la calle, no podía andar armado que lo sigue haciendo como si nada porque lo ha visto un montón de gente. No puede estar drogado en la calle, ni borracho” cuando se le preguntó porque lo decía, Casas dijo: “a buen entendedor pocas palabras”.

Luego Casas aseguró: “Hay un montón de gente paraguaya trabajando en San Pedro y no pasa nada, está todo bien. Quiere decir que la gente está contenta, conforme con la gestión, no sé como lo tomará o tendrán miedo, no entiendo” al tiempo que consideró: “Lo que yo no entiendo es porque se le hizo una causa a él (por Azzoni) solo y a los demás no, la Justicia sabrá porque lo hace”.

Cabe recordar que Azzoni denunciaba esa mañana en forma pública que había sido amenazado con un arma de fuego. Luego en horas del mediodía, una delegación proveniente de Zárate arribó a nuestra ciudad y allí fue cuando comenzaron los incidentes. Las personas que se hallaban en la delegación fueron “sacados” a golpe de puño, el primero de ellos Juan Carlos Romero que luego debió ser atendido en la guardia del Hospital, lo mismo ocurrió con Alberto Casas.

Después, la calma volvió, allí se hizo presente el Dr. Siliverti abogado del gremio para hacer un relevamiento, debido a que aparentemente estaría faltando documentación. Luego pasado el mediodía llegó un micro repleto de gremialistas que coparon la calle con bombos y redoblantes para brindarle el apoyo a Azzoni.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *