Advierten sobre un insecto que produce una fuerte dermatitis

PaederusDebido a la crecida del río Paraná y al aumento excesivo de sitios húmedos apareció el “Paederus” y se puso en alerta a todos los centros de salud de la provincia. Se trata de un insecto ponzoñoso que mide mide menos de un centímetro.

Viven en la humedad en el jardín, cerca de ríos, arroyos, humedales, y entran a la casa atraídos por la luz. A simple vista parece una inofensiva hormiguita voladora. Tiene antenas, alas y llama la atención su vivo color rojo. Y últimamente se ven mucho en nuestra zona.

A través de su facebook, el Dr. Javier Panatteri, manifestó: “Ante los numerosos casos que estoy viendo de dermatis de contacto, tanto de pacientes de San Pedro como Baradero, les comento que es muy probable que se deba a una clase de insecto llamado Paederus irritans, no muerde ni pica, solo elimina una clase de líquido al ser aplastado que provoca lesiones muy irritantes en la piel, con enrojecimiento, vesículas y ampollas”.

En tanto que relató: “Es de hábito mayormente nocturno y es atraído por fuentes luminosas. Prolifera en climas cálidos y lluviosos, seguramente por esto lo estamos viendo aquí. Ante su presencia no tocarlos y no intentar aplastarlo descalzo o con la mano. De padecer sus efectos o sospechar que así fuera consultar con su especialista”.

La primera medida es aprender a identificarlos para evitar aplastarlos sobre nuestra piel: si se posa sobre la piel, retirarlo suavemente con un papel sin aplastarlo ni soplarlo bruscamente. En caso de hacerlo es recomendable lavarse inmediatamente las manos con agua y jabón, y colocar compresas húmedas sobre la zona afectada.

Si detecta la presencia del insecto puede matarlo con algún insecticida, pero debe barrer las cáscaras ya que los Paederus pueden causar los síntomas, vivos o muertos. Para evitar que ingresen a la casa, al igual que se hace con los mosquitos, se pueden usar mosquiteros en puertas y ventanas. Como son insectos de hábitos nocturnos es propicio reducir el número de lámparas encendidas, sobre todo las luces blancas y brillantes. Y además, es primordial evitar cúmulos de basura que contengan residuos animales o vegetales en descomposición.

Cuando lo aplastamos, el insecto despide una sustancia llamada pederin, una toxina vesicante en la hemolinfa que provoca una irritación en la piel

Recomendaciones

Ataque del insecto: Si se encuentra el insecto tener cuidado al matarlo el veneno sigue aunque este muerto. Si se posa en el cuerpo sacarlo sin agredirlo porque sino elimina el veneno que quema y produce la dermatitis. Es dolorosa.

Al momento lavar con jabón neutro. Puede colocarse compresas con suero fisiologico. Luego consultar al medico, algunos aconsejan inyectar corticoides tipo BEtametasona. Se puede agregar una pomada que se aplica tres veces al día: Fisioderm (Sulfadiazina de Plata – Vitamina A y Lidocaína) .

Evolución

“En las primeras 48 horas aparece un edema de apariencia rojiza que a veces presenta pápulas y prurito.

A partir de las 48 horas continúa con eritema, se forman vesículas o ampollas que pueden tornarse purulentas.

Entre el quinto y el octavo día, la toxina se difunde y da lugar a lesiones secundarias alrededor de la lesión primaria, que pueden confundirse con contaminación bacteriana. En esta etapa puede haber dolor, fiebre y malestar general. Recién después de ocho días la eritema comienza a disminuir y se forman costras que luego caen”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *