¿Qué hacemos con la costa sampedrina?

Construcciones sobre la costa. (Foto Enrique Sierra).

Desde hace tiempo se ha instalado en el seno de la sociedad la polémica, que San Pedro queremos. Es decir, pretendemos preservarlo tal cual está hoy, deseamos que crezca como ciudad en referencia a lo urbanístico, que sea una ciudad industrial. Así podríamos enumerar muchísimos puntos, dentro de estos items que podrían definirse como “macros”, hay un tema de suma importancia: ¿Que debemos hacer con nuestra costa?. El estado local ha decidió en los últimos tiempos liberar una zona importante que era utilizada por “Actur” en el predio del Balneario Municipal. En un futuro próximo, según lo han manifestado autoridades municipales, se utilizaría ese lugar para hacer un club social con acceso libre. Sin embargo no solo existe la zona céntrica, en total hay aproximadamente unos 70 km. más, algunos privados, otros fiscales y los restantes son ocupados.

Sin embargo, todas estas decisiones que deberían resolverse en el marco de una planificación, ya que corren su resolución corren el riesgo de tomar caminos distintos dependiendo de los resultados de las próximas elecciones. Es por ello que tal vez, este tipo de asuntos debería ser tratado por el Consejo Consultivo de la ciudad, que ya ha comenzado a hacer algunos talleres con el fin de recabar información sobre que piensan los ciudadanos sobre este tipo de temas y que tiene la finalidad de realizar un plan estratégico que exceda temporalmente a las gestiones municipales.

Pero volviendo al tema de la costa, Enrique Sierra, Guía e intérprete de Naturaleza y Voluntario de Aves Argentinas/AOP Áreas naturales NW de Bs. As ha elaborado un informe sobre lo que a su entender ocurre con la costa: “vivimos y explotamos nuestro paisaje. Es sabido también la falta de ordenamiento y control de construcciones, espacios tanto públicos como privados, costeros.

Para dar un contexto más amplio, tenemos 3.5 a 4 km de costa urbana que da sobre nuestra ex laguna. En la cuales existen concesiones de terrenos públicos y clubes privados”.

Luego continúa: “Existen 2 construcciones, una en proceso, en la costa urbana que producirían un impacto visual, además de otros a determinar, importante hacia el río laguna. Paradójicamente concesiones de terrenos municipales, los cuales tendrían que ser los más auditados. El terraplén que se encuentra en Marinas Howard Johnson y el terraplén futura guardería de lanchas en MANSA LYFE.

Lamentablemente desconocemos, a pesar de ser necesario, obligatorio, públicos, los informes o estudios de impacto ambiental de estas obras. Y cuales fueron las razones fundamentadas para autorizar estas obras”, expresa el ambientalistas.

Después esgrime algunos conceptos:

¿Que es un estudio de Impacto Ambiental?

La EIA se aplica a actividades y proyectos de desarrollo emprendidos por el sector público o el privado, y debe incluir el análisis de alternativas y medidas de mitigación que permitan minimizar o eliminar las consecuencias adversas y optimizar las positivas. Esta herramienta no solo es imprescindible para propuestas de infraestructura relevante sino que resulta también de utilidad para el análisis de políticas y proyectos de ley que pudieran tener efectos sobre el ambiente, como por ejemplo, un proyecto legislativo que promueva la forestación en un área determinada.

Impactos del paisaje

“Uno de los objetivos de la evaluación de impacto ambiental (EIA) es contribuir a que los nuevos desarrollos sean sustentables y promuevan la conservación de los valores ambientales. La comprensión de la naturaleza de un emprendimiento propuesto resulta, en consecuencia, vital a la hora de evaluar su impacto sobre el paisaje y sobre los atractivos visuales, incluyendo la consideración de las alternativas posibles.

Por este motivo, a fin de anticiparse a los cambios que pudieran resultar de un desarrollo, es imprescindible estudiar el proyecto en forma exhaustiva (su ubicación, escala y naturaleza) y analizar la manera en que se vería el paisaje una vez concluidas las obras. Con tal propósito, resulta de utilidad desarrollar una imagen de lo que se propone antes de visitar el sitio para evaluar de qué manera podría verse afectado por el proyecto.

El objetivo principal de la EIA es informar a los decisores y al público acerca de los efectos de determinado desarrollo. De allí que la presentación de los resultados de la evaluación, especialmente cuando se toma en cuenta al paisaje, requiera de la consideración de un soporte ilustrativo fundamental.

La utilidad de un soporte gráfico —que muestre cómo el impacto de un proyecto podría ser percibido por la comunidad— se evidencia especialmente en la definición de las zonas de influencia visual (ZIV), que son las áreas linderas desde las cuales el lugar donde se desarrolla el proyecto resulta visible. “

Legislación Omitida

Por desconocimiento, omisión y carencia de planificación a largo plazo, no se ha tomado en cuenta la importancia del (EIA) y la legislación que lo exige además de la ley provincial 11.723/95 que lo exige existe una resolución, 29/09 de la OPDS (Organismo Provincial de Desarrollo Sustentable) que trata sobre la necesidad de estos estudios en zonas costeras que cita lo siguiente:

“ARTICULO 3º. Establecer que todo proyecto que conlleve una o más tareas u obras de tipo endicamiento, embalses y/o polders, dragados, refulados, excavaciones, creación de lagunas, derivación de cursos de agua, modificación de costas, desagües naturales, cotas en superficies asociadas a valles de inundación y cursos de agua o ambientes isleños, serán sometidas a Proceso de Evaluación de Impacto Ambiental por la Autoridad Ambiental Provincial, en el marco del Anexo II. Item I de la Ley N° 11.723”.

PENSAR A FUTURO

Es la deuda pendiente que tenemos como comunidad, el ordenamiento territorial, la planificación, zonificación, usos de nuestras costas, valles de inundación, islas en todo el partido el cual posee sobre el río Paraná de 40 km de frente y 31 km de riachos lagunas hasta el río Arrecifes. Recordemos nuestro principal patrimonio es el paisaje.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *